¡CLICK PARA AMPLIAR!

Es un placer compartir con vosotros esta entrevista del DIARIO DE PONTEVEDRA del pasado día 21 de Enero de 2017, donde la periodista Belén López (@belopecera) ha hecho un maravilloso trabajo dando orden y coherencia a las inconexas retahilas de monosílabos de un servidor 😉

He aquí una transcripción del texto:

Espíritu artesanal de los 80

Le gustaba tanto dibujar, a Guillermo de la Peña, que no quiso estudiar Belas Artes para no acabar haciéndolo por obligación. Hoy piensa diferente y lo que busca es convertir su pasión en una profesión. En 2017 realizará, por tercera vez, el cartel de Fimucité.

BELÉN LÓPEZ
blopez@diariodepontevedra.es

STEVEN SPIELBERG. John Williams. Michael J. Fox. ‘Los Goonies’. La estética y el cine de los años 80 han marcado profundamente a Guillermo de la Peña (Pontevedra, 1982). «Todo aquel espíritu quizás se ha ido perdiendo», reconoce. «Pero a mí me sigue interesando el dibujo limpio y la pintura a mano, artesanal». Formado como restaurador, este ilustrador, que entró por casualidad en el mundo de la cartelería de cine de la mano del director Raúl Cerezo, este año será, por tercer vez consecutiva, el autor del póster del festival Fimucité.

Guillermo de la Peña, que estudió en la Escuela de Restauración de Pontevedra, está afincado en Badajoz desde que, hace unos diez años, cuestiones laborales relacionadas con la restauración de arqueología, su especialidad, lo llevasen a trabajar a Portugal. «Parece un tópico eso de decir que llevo dedicándome a la ilustración desde que tengo uso de razón, pero es que en mi caso es así», cuenta. «Me recuerdo siempre dibujando». Todo parecía indicar que acabaría matriculándose en Belas Artes, pero no. «Incluso varios profesores, que me veían aptitudes, me animaron a hacerlo. Pero, por aquel entonces, pensaba que si me dedicaba profesionalmente a algo que me gustaba tanto, dejaría de gustarme y se convertiría en una obligación. Ahora he descubierto que estaba completamente equivocado».

Igualmente siguió dibujando y, cuando terminó su trabajo en Portugal, surgió su primera oportunidad profesional como ilustrador. «Me propusieron hacer una serie de ilustraciones arqueológicas para la serie de documentales ‘O espía da Natureza’, de la Deputación de Pontevedra». Pensó entonces en serio en sus posibilidades como dibujante y realizó varios trabajos de fan art para componer un book y compartir en internet. Así le llegó su segunda oportunidad laboral, esta vez relacionada con su otra gran pasión: el cine. «Mis padres son dos tremendos cinéfilos y me contagiaron», cuenta. «De hecho, revisando ahora mi trabajo desde niño, veo que el 90% tenía que ver o directamente con el cine o con la ficción en general, literatura, cómic… Era como si intentase hacer mía, de alguna manera, aquellas obras, como establecer un vínculo personal con ellas».

RAÚL CEREZO. De la Peña hablaba de su pasión en foros de cine y en uno conoció a Raúl Cerezo. «Es un cortometrajista muy reconocido, que había acabado justo en ese momento de rodar un trabajo y buscaba a alguien que le hiciese el cartel». Ese corto era ‘8’, que pasó por más de 200 festivales de todo el mundo y recibió una veintena de reconocimientos. «Quería un cartel artesanal, como aquellos de los años 80. Era perfecto para mí. Me lo propuso y acepté», recuerda. «Luego sudé tinta para acabar lo porque no quería defraudarlo». No lo hizo y desde ahí ha seguido haciendo pósters tanto para cortos como ‘Mr. Dentonn’ como para festivales como Cutrecon.

Así es como este año, entre otras cosas, Guillermo de la Peña volverá a ser el autor, por tercera vez consecutiva, del cartel del Festival Internacional de Música de Cine de Tenerife (Fimucité). «Y esto sí que es un sueño», confiesa. «Porque hace años, en la edición dedicada a la relación entre Steven Spielberg y John Williams me planté delante de su cartel, que era increíble, y de verdad soñé con poder hacer algo parecido algún día. Y ahí está. Estoy feliz».